Escribe aquí

Comparte

El país tiene un total de 75,6 millones de hectáreas y, de ellas, 35,5 millones están bajo uso agrícola, pecuario y forestal. Los plaguicidas en Chile se usan desde hace más de cuarenta años y a comienzos de los años 80. Cuando comenzó el auge exportador de los sectores agrícola, frutícola y forestal. Ahí se produjo un notable aumento en la importación y fabricación de pesticidas.

Según información revelada por la Red de Acción en Plaguicidas de Chile, en el año 1984 se importaban 5.577 toneladas de plaguicidas con un costo de US$ 28.426.000. Mientras que en 2011 la importación alcanzó a las 34.766 de toneladas con un costo de US$ 249.950.000.

Según ACHIPIA, Comisión Asesora Presidencial administrada por el Ministerio de Agricultura, en el año 2011 se formularon en Chile aproximadamente 37 mil toneladas anuales de plaguicidas y de ellas se exportaron 18.144 toneladas. Por tanto, se estima que en 2011 hubo disponible para uso en el país un total de 53.662 toneladas de plaguicidas.

Actualmente no hay datos estadísticos de fabricación de plaguicidas en el país. Sin embargo, se ha estimado que las fábricas nacionales formulan alrededor de 33 mil toneladas al año. Por tanto, para el año 2017 se estima que en Chile se usaron aproximadamente 63.617 toneladas anuales.

En la agricultura convencional se utilizan aproximadamente 400 principios activos plaguicidas con cerca de 1.260 marcas comerciales.

 

Reglamento actual

Son varias las normativas las que regulan el uso de los plaguicidas en el país. Sin embargo, en los reglamentos que regula el Ministerio de Salud dentro de su Código Sanitario, los más importantes son el Decreto N°158 publicado en 2015, el cual regula las condiciones para la seguridad sanitaria de las personas en la aplicación terrestre de plaguicidas agrícolas.

El Decreto N° 5/10 sobre la aplicación aérea de plaguicidas el cual se modificó en 2015 y que considera “la necesidad de regular las condiciones en que se efectúe la aplicación por vía aérea de plaguicidas de modo de proteger la salud de los trabajadores y población en general que tenga contacto con la misma”.

Cabe señalar que los plaguicidas no solo se encuentran en el ámbito de la agricultura, sino también en las casas lo que se traduce a la utilización de insecticidas. Por lo anterior, en 2005, después de una intensa campaña llevada a cabo por el Observatorio Latinoamericano de Conflictos Ambientales y RAP-Chile, se logró que el Minsal acordara el Decreto N° 157, el cual regula los plaguicidas de uso sanitario y doméstico.

Hasta el año 2004, no había obligación legal de notificar las intoxicaciones agudas al Ministerio de Salud. Esta cartera, considerando esta situación, aprobó el reglamento N.º 88, “de notificación obligatoria de las intoxicaciones agudas con pesticidas”.

Registro de plaguicidas para uso agrícola

El SAG, en la Resolución Exenta N° 2.196 del año 2000, establece para los plaguicidas la siguiente clasificación toxicológica, según la Organización Mundial de la Salud (OMS):

El Servicio Agrícola y Ganadero (SAG), perteneciente al Ministerio de Agricultura, es el único organismo encargado del registro de plaguicidas de uso agrícola. Tiene la facultad de regular, restringir o prohibir la fabricación, importación, exportación, distribución, venta, tenencia y aplicación de plaguicidas.

El SAG cuenta con una lista que contiene los plaguicidas de uso agrícola prohibidos y autorizados en Chile.

De acuerdo a la última fecha de actualización, que data de junio de 2017, entre los agentes químicos prohibidos en el territorio nacional se cuenta un total de 28 plaguicidas.

Mientas que la lista de plaguicidas con autorización vigente en el país, con fecha de actualización del 3 de diciembre de 2018, suma la cantidad de 328.

En el país, son 60 las empresas e instituciones que se encuentran el rubro de la producción de plaguicidas y transgénicos.

Con información de El Mostrador

Sigue Leyendo 

Qué son las carreteras hídricas y cuáles son sus costos medioambientales

 
Tags: