Escribe aquí

Naciones indígenas realizan el primer trawün por una Asamblea Constituyente Plurinacional

Comparte

La Coordinación de Naciones Originarias de la Región Metropolitana (CONORM) realizó el pasado 7 de noviembre en Plaza de Armas un acto político cultural para visibilizar la demanda de una Asamblea Constituyente Plurinacional.

Aproximadamente 300 personas de los pueblos chileno, mapuche, aymara y licanantay se reunieron en el centro de la capital para manifestar de forma cultural la demanda por el reconocimiento constitucional de los pueblos originarios.

En esta oportunidad, en el contexto del estallido social que remese a nuestro país, la demanda por una nueva Constitución no solo ha sido – y será- una cuestión competente al pueblo chileno, sino que también a los pueblos originarios  a quienes desde hace décadas se les  ha negado el reconocimiento constitucional.

Estatua de Valdivia intervenida

Estatua de Pedro de Valdivia intervenida con elementos indígenas de distintos pueblos. (Foto por Vicente Prieto Zuckerman)

En este sentido, Antonia Huentecura, integrante de la CONORM fue clara en mencionar que las naciones originarias están desde antes de muchas de las instituciones que surgieron con el desarrollo de los Estados, “eso es importante que el pueblo de Chile, la gente que ahora está trabajando en los cabildos y en las asambleas, reconozca a los pueblos originarios como una nación primaria. Es por eso que ahora queremos que Chile cambie de verdad y que no se olviden que hemos estado siempre aquí, siempre hemos estado pisando nuestras tierras y defendiéndolas”, dijo.

Para Alihuen Antileo, vocero de la CONORM, estamos viviendo un “proceso de refundación de Chile, este es un momento constituyente de facto y pensamos que como naciones indígenas no podemos estar ausentes de este proceso”, mencionó.

“Queremos una asamblea plurinacional, queremos refundar Chile y dado que somos las naciones originarias, pensamos que tenemos el legítimo derecho a entregar nuestras propuestas, a dialogar de igual a igual con el pueblo chileno e ir construyendo el Chile que todos queremos, porque nosotros hemos sido siempre excluidos, nunca una Constitución en Chile ha contado con nuestra participación”, declaró el vocero.

cuerpo2 - Naciones indígenas realizan el primer trawün por una Asamblea Constituyente Plurinacional

Adultos y niños realizan Ayekan en Plaza de Armas.(Foto por Vicente Prieto Zuckerman)

A su vez, Antileo hizo hincapié en que el actual estado de vulneraciones de derechos humanos por parte de agentes del Estado es una situación que el pueblo mapuche conoce desde tiempo, “el pueblo chileno ha conocido lo que es la militarización en las últimas tres semanas, nosotros llevamos los últimos 25 años y mucho más, por cierto, padeciendo la militarización con apremios ilegítimos, con torturas, con asesinatos, con heridos y personas que han perdido sus ojos”.

Demandas y reflexiones

Tanto Antileo como Huentecura mencionaron que la principal demanda de las naciones indígenas, agrupadas en la CONORM, es el reconocimiento constitucional de las naciones originarias en una nueva carta fundamental plurinacional. En este sentido, en la actualidad demandan una Asamblea Constituyente Plurinacional.

Por otro lado, existen demandas inmediatas relacionadas con el estado actual de las vulneraciones de derecho humanos, como la desmilitarización del territorio mapuche y la libertad de los presos políticos mapuche. Demandas a las que se suman el reconocimiento de derechos culturales y territoriales como la implementación de asignaturas de lengua indígena y el de territorios ancestrales.

…es aquí donde se hizo todo este laboratorio social: el mundo feliz. Mundo feliz que se les fue a la chucha, porque es Chile donde está el enclave del neoliberalismo como modelo de exportación.

En la manifestación también estuvo presente como asistente el poeta mapuche David Añiñir quien, también herido por un balín en su rostro, mencionó la necesidad y la fuerza de la sintonía entre los pueblos en acciones de repudio y también de propuestas, momento en el que a su juicio “surge la cultura, surge la palabra, la acción de arte, la música, la poesía, las letras, el teatro, las consignas que forman parte del espíritu de esto que se va demostrando”, dijo.

Añiñir agregó que “esto está a niveles internacionales porque es aquí donde se hizo todo este laboratorio social: el mundo feliz. Mundo feliz que se les fue a la chucha, porque es Chile donde está el enclave del neoliberalismo como modelo de exportación y lo hicieron en territorio mapuche los hijos de puta y endeudando a toda la gente. Por eso la connotación simbólica de esta explosión social”, reflexionó el poeta.

Parte de la cobertura especial por Emergencia Social

Tags:
Scroll Up